Consejos

Hábitos de compra smart: compra mejor, ahorra en el futuro

06 noviembre, 2020 - por Candela

3 min

El que algo quiere, algo le cuesta. Seguro que has oído este refrán en infinidad de ocasiones. Pero, ¿sabes qué? La sabiduría popular también evoluciona. Ha llegado el momento de que nos replanteemos algunas de estas máximas sobre el ahorro, el sacrificio o el esfuerzo. Y es que desde la perspectiva del presupuesto personal, conseguir lo que queremos no solo es cuestión de gastar menos sino de derrochar cuando es necesario. ¡Sigue leyendo para saber cuándo hacerlo!

 Conviértete en un comprador smart con hábitos de consumo saludables 

Si eres de los que enseguida se sienten abrumados por el tema del ahorro, ¡tenemos buenas noticias! En ocasiones la mejor manera de emplear tu dinero es derrochándolo. ¿Dónde está el truco? No hay una fórmula mágica para gastar menos y ahorrar más, pero sí para que aquello en lo que inviertes te proporcione verdadera satisfacción.

 El consumo saludable no implica reducir el gasto ni tampoco es una excusa para endeudarse sin justificación. Se trate de tomar conciencia de que hay cosas en la vida que tienen mucho más valor que el económico y es en ellas en las que deberíamos invertir sin obsesionarnos por el precio. 

Cosas en las que puedes gastar… ¡y sentirte genial!

  • La calidad como algo prioritario. En lo que comes, en la ropa que vistes, en las bombillas que usas en casa… Invertir unos euros de más en un producto duradero y de confianza es también pensar en el ahorro.
  • La salud no tiene precio. Todo lo que implique una mejora en tu bienestar o el de los tuyos es incuestionable. Desde un seguro médico hasta un bono para el fisioterapeuta o una visita periódica al spa, si hace que te sientas bien será una inversión, no un gasto.
  • La vida son experiencias, ¡disfrútalas! Hay momentos para ser una hormiguita ahorradora y otros en los que convertirse en una cigarra derrochadora. Si has alcanzado tus objetivos de ahorro, inviértelos en ser feliz. Un viaje en globo, unas vacaciones en la otra punta del mundo o una jornada de submarinismo. Lo intangible tiene un efecto mucho más duradero sobre tu felicidad.
  • Saca a relucir tu lado ecofriendly. Incrementar el gasto en el consumo responsable tal vez no te suponga un beneficio inmediato, pero sí a largo plazo. Ese precio de más que pagas por productos ecológicos y de comercio justo repercute en el bienestar colectivo de esta y de futuras generaciones.

A veces, gastar más es gastar mejor. Por eso lo más sensato es valorar el precio en comparación con los resultados, o lo que te puede aportar como persona, antes de hacer una compra. Quizá no necesites un jersey nuevo pero sí una escapada con tu mejor amiga tras un mes muy estresante en el trabajo. Sé inteligente y no te dejes guiar por lo compulsivo, si no por lo que de verdad necesites para mejorar tu bienestar físico y mental.

Recuerda que invertir implica riesgos y puedes perder (una parte de) tus inversiones.

¿Tú también quieres invertir?
Empezar es aún más fácil de lo que crees.

Descargar PeaksDescargar Peaks
Compartir

Sobre Candela, la autora

Candela (24) es esa amiga a la que llamas cuando necesitas poner tu vida en orden o que te arrastre a una clase de pilates. En Peaks escribe sobre inversiones para mortales y te da los mismos consejos financieros que le daría a sus amigos entre un par de cañas.

Puede que también te resulte interesante:

Dinero6 min

Día Mundial del Ahorro: ahorrar más con hábitos de compra saludables

30 octubre, 2020 - por Candela
Dinero4 min

4 formas de guardar dinero siendo estudiante

02 octubre, 2020 - por Candela

Up es el blog de Peaks, la aplicación con la que invertir es pan comido. Aquí, en nuestro blog, escribimos sobre finanzas personales, dinero e inversión para nuestros Peakers. ¡Y también para todo aquel que quiera aprender un poco más sobre este mundillo!

¿Aún no te has hecho Peaker? Descarga la aplicación (¡y pruébala gratis durante los primeros 3 meses!)

Esta página web la administra Peaks BV., una empresa con licencia por la Autoridad Holandesa para los Mercados Financieros (AFM) y sede en Schipluidenlaan 4, Ámsterdam. Has de tener en cuenta que invertir siempre implica riesgos y el valor de tus inversiones puede fluctuar. Además, recuerda que los resultados obtenidos en el pasado no son ninguna garantía para el futuro.